BREAKING NEWS
.

martes, marzo 04, 2014

Asesinato de norteamericano en Cancún pone en jaque a autoridades de Q.Roo

CANCÚN, MX.-Apenas el fin de semana, el gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge, desvirtuaba la advertencia que la firma de seguridad Stratfor hizo a los springbreakers sobre la situación de inseguridad en Cancún, cuando un joven de nombre Craig Adolphius Taylor, de 22 años, originario de Florida, Estados Unidos, fue asesinado, al parecer, en el interior del bar gay 11:11, tras una riña.

Bajo una peculiar “discreción” por parte de la Procuraduría de Justicia, que intentó mantener fuera de los reflectores el tema, fue hasta hoy que informó que el ahora occiso, Craig Taylor, era originario de las Islas Vírgenes y radicaba en la ciudad de Kissimmee, en el estado de Florida, donde laboraba como cajero en un negocio.

El joven de 22 años llegó a Cancún el viernes pasado en compañía de su hermano y dos amigos más, y estaban hospedados en el hotel Westing Laguna Mar.

Según declaraciones del hermano del ahora occiso, el sábado pasado acudieron al bar gay, ubicado en la avenida Tulum, donde Craig Taylor tuvo un altercado con los meseros porque pretendían cobrarle una cuenta que no correspondía con su consumo, y porque le robaron su cartera. El hermano de Craig huyó del lugar tras iniciarse la pelea, dejándolo solo. El domingo por la mañana su cadáver fue encontrado en un camino al final de Punta Sam, hasta donde presuntamente fue llevado por los empleados del bar gay.

El joven norteamericano murió por asfixia por ahorcamiento, aunque su cuerpo no presentó ninguna marca en el cuello, por lo que las autoridades suponen que fue estrangulado con una “llave china”; es decir con el brazo de uno de sus agresores.


En el examen toxicológico, resultó negativo a consumo de cocaína y marihuana.

El cuerpo del turista ya fue entregado a su hermano, para que con el apoyo del Consulado realice los trámites del traslado a su lugar de origen.

Por el homicidio del turista norteamericano hay seis empleados del bar 11:11 detenidos, aunque, por el momento, sólo por los delitos de ultrajes a la autoridad, quebrantamiento de sellos y resistencia de particulares, ya que cuando personal de la Procuraduría de Justicia, colocaba sellos de clausura en el antro, intentaron impedir la labor de la autoridad ministerial.

Los detenidos son Javier Pérez Solís, Claudia Leticia López Castro, Juan Antonio Quiroz Ortíz, Noel Vargas Gómez, Walter Berner Barrios Roca y Jesús Adolfo Álvarez Ruiz, mismos que podrían salir en cualquier momento, si la Procuraduría no logra reunir mayores elementos que los vincule con el asesinato de Craig Taylor.

En tanto, el Consulado norteamericano presiona a las autoridades mexicanas para esclarecer este crimen contra su ciudadano. (NoticaribeNews)

Publicar un comentario

 
Copyright © 2015 NoticaribeNews Transparencia

Powered by Blogger