BREAKING NEWS
.

viernes, enero 13, 2017

Cómo derrochó el gobierno el dinero que ahora nos cobra en el gasolinazo

Fabiola Cortés

Leonardo Núñez González, en octubre obtuvo el grado de Maestro por el CIDE, con su tesis “Presupuesto de egresos ficticios, del gasto real del gobierno en la cuenta pública”; en ésta, el joven investigador desentraña cómo el Ejecutivo federal y los estatales, “modifican” los presupuestos aprobados por los congresos, para gastar lo que quieren y como quieren, discrecionalmente y sin rendir cuentas, a través de la modificación de dichos presupuestos.    

En entrevista, Núñez González explica que en el 2015, con estas “modificaciones” al presupuesto, el gobierno se gastó 222 mil millones de pesos, no presupuestados. Mientras que el “gasolinazo” lo justificó el Enrique Peña Nieto y su gabinete porque hacían falta 200 mil millones de pesos para este 2017, para no recortar programas sociales, seguridad pública, etc.

Más trágico aún, es que la Auditoría Superior de la Federación en la última cuenta, la del 2015, señala que de todos esos ingresos extraordinarios, por 222 mil mdp, no puede determinar donde acabaron 71%, es decir, en qué se usaron.

El Maestro detalla que tan solo en fideicomisos se evaporaron 76 mil millones de pesos, ese año. Los fideicomisos son la figura más opaca utilizada por los gobiernos.

Recordó que en 2015, Luis Videgaray, entonces Secretario de Hacienda, prometió que ese año se haría un recorte de 124 mil millones de pesos, y en lugar de ello se gastó el doble de lo que se suponía se iba a recortar…
video

Lo mismo sucede en los estados, se prometen recortes y se termina gastando discrecionalmente más.

Los sectores en los que se gasta el dinero fuera de los presupuestado es en  Comunicación Social y “Gastos Generales”, es decir, en lo que sea.

Hace unos días Animal Político dio a conocer que en el 2015, el Gobierno de Peña Nieto tenía presupuestados para Comunicación Social de todas las dependencias 2 mil millones de pesos y al final terminó gastando 7 mil mdp.

Y bien lo dice Leonardo Núñez, ‘como no tenemos ojo vigilante sobre los recursos’, los gobiernos hacen con el presupuesto lo que quieren. Por ejemplo, ese 2015, en la Secretaría de Gobernación, el Centro de Control y Confianza, solo ejerció 16 % de su presupuesto, el resto se “reasignó” a “servicios generales” y “otros”.

Los gobiernos pueden hacer estas “adecuaciones” gracias al artículo 58 de la Ley federal de presupuesto y responsabilidad hacendaria…

La tesis de Leonardo Nuñez se puede desacargar en este link.

Publicar un comentario

 
Copyright © 2015 NoticaribeNews Transparencia

Powered by Blogger